¿Las estrategias online son solo para las grandes empresas? Te demostramos que no en 5 pasos

Si tienes una pequeña empresa es probable que hacer una estrategia online te parezca una tarea inabarcable y se te haga cuesta arriba. Es cierto que el mundo del marketing digital es amplio y hay empresas que tienen un equipo entero dedicado a esta tarea. 

Pero no te preocupes, ¡tú también puedes tener una estrategia online!, los planes de marketing online no son solo para las grandes empresas. Tu pequeño negocio puede tener una buena presencia online sin utilizar muchos recursos… y los resultados merecen la pena.

Te explicamos 5 pasos que puedes seguir para crear tu estrategia online, ¡te prometemos que están al alcance de cualquier persona!

1. Fija objetivos

El primer paso a seguir para crear una estrategia online es definir los objetivos que queremos alcanzar, esto es un paso sencillo y que permite cuantificar el éxito de la estrategia. Puedes definir objetivos anuales y dividirlos por trimestres, meses, semanas…

Un consejo: Para asegurarte de que tu objetivo es válido puedes utilizar la técnica SMART, asegúrate de que el objetivo que has definido sea: Específico, Medible, Alcanzable, Realista y con Tiempo.

Utilizando esta regla, un objetivo SMART sería: Conseguir 20 clientes a través de Instagram en el primer trimestre de mi estrategia online.

2. Define tu público objetivo

Puede ser que esta tarea ya la tengas hecha de casa. Si tienes una empresa, seguramente ya te habrás parado a pensar a quién quieres vender tus productos o servicios

Pues estás de suerte, porque en el mundo online la cosa funciona exactamente igual. Piensa en esas personas a las que quieres vender y averigua en qué redes sociales están, qué  piensan y cómo debes dirigirte a ellos.

No es necesario que te centres solo en un perfil, puedes tener varios perfiles a los que quieres dirigirte y tendrás que crear mensajes específicos para cada uno de ellos. Tener un público objetivo muy bien definido, también te ayudará si decides hacer publicidad en Social Media.

3. Crea un plan de Social Media 

Si vas publicando en redes sociales sin un criterio claro, es muy probable que no tengas constancia de los contenidos y que tus posts no tengan un objetivo claro.

Antes de crear un plan de social media, debes estudiar en qué redes sociales necesitas estar presente para conectar con tu público objetivo, como ya hemos explicado más arriba. Recuerda que no es necesario estar en todas las redes sociales. Puedes centrarte en una o dos para tener un mayor control. 

En tu plan de Social Media es muy importante que incluyas el objetivo de cada post (dar información interesante a tu comunidad, conseguir visitas en tu web, que tus potenciales clientes te pidan información sobre tus productos…). Te recomendamos que utilices un calendario de publicaciones en el que puedas organizar tus posts con sus respectivos objetivos, fecha de publicación etc.

4. Monitoriza tus resultados

¿Has cumplido los objetivos que te propusiste al inicio de la estrategia? ¿Qué contenido es el que ha tenido mejor acogida en tu comunidad? ¿Has llegado a tu público objetivo? Existen multitud de herramientas gratuitas que puedes utilizar para analizar los resultados de tu actividad en internet y que te facilitarán mucho la tarea.

Es importante ver los resultados en conjunto, hay estrategias de éxito que tienen algunos contenidos poco exitosos. También existen posts que reciben mucha interacción por parte de la comunidad pero que no cumplen el objetivo para el que fueron creados.

5. Sigue mejorando

Aprende de tus errores y aciertos y utilízalos para crecer. Detente un momento para pensar en el motivo por el que las cosas han ido bien o mal. Utiliza toda la información que tienes para hacerlo mejor la próxima vez.

Puede ser que la primera vez las cosas no funcionen cómo habías esperado, pero no te vengas abajo, si tienes constancia y sigues todos los pasos, tus estrategias te darán cada vez mejores resultados.

Puedes hacer todo esto sin ser una gran empresa ¿verdad? Seguro que puedes dedicar a estas tareas al menos un par de horas a la semana, así que no te lo pienses más y ¡lanza tu pequeño negocio al mundo online!